Noticias

RELAJACIÓN, ¿DE QUÉ SE TRATA?... Por Elena Padrino

>

Art-Elena-IVPNL

Cuando escuché hablar de relajación en algún momento imaginé un estado de tranquilidad total, donde nada ni nadie me perturbarían y, siendo honesta, ¡no me relaje!

¿Cómo, es posible desconectarse ante tantos estímulos externos?

¿Cómo lograrlo ante tanto ruido, situaciones negativas…?

Siempre creí que debía ser como un monje budista, con túnica roja, y que sólo en silencio, ¡sólo, así podría lograrlo!

Quiero enseñarte una manera breve, pero efectiva, para relajarte en un momento de tensión. Como todo aprendizaje al principio costará un poco, pero al seguir intentando lograrás la meta: RELAJARTE.

Ten presente que “cada cambio llevado a la práctica disminuye la resistencia a sucesivos cambios”, según un de las ocho Reglas de la Mente, de Programación Neurolingüística.

¿Cómo hacerlo?. Lo primero estar dispuesto a entender que no depende de afuera, sino de ti.

Ahora bien, relajarse está relacionado con la parte física del cuerpo, a diferencia de la meditación que es el aquietar nuestra mente. Partiendo de esto es importante comprender que ante una situación de estrés tu cuerpo se prepara para luchar, huir o paralizarse; todas reacciones primitivas cuya intención es mantenernos con vida y seguros. Por lo tanto estas producen tensión. Claro está, es una reacción instintiva y producida desde nuestro cerebro reptil, son respuestas automáticas, sólo percibiremos el resultado fisiológico (sudoración, taquicardia, respiración aumentada, presión arterial alta).

Sucede que el día a día está dando como resultado amenazas que desde nuestra interpretación  crean un alerta que supone un peligro inminente. El cerebro emana ordenes, el cuerpo reacciona al mensaje y produce un circuito de estrés. Esto es totalmente normal cuando existe un peligro real que compromete la vida, pero nuestra mente juega un papel interesante y la imaginación influye en la forma como interpretamos lo que sucede afuera. por ejemplo: Un susto en un carro, en la calle, llegar tarde al trabajo, cansancio, trabajo bajo presión, una cadena de radio, relaciones tormentosas, cuando de pronto pierdes el equilibrio crees caer, realizar una exposición final, tesis, entre muchas situaciones.

¿Te parecen acontecimientos conocidos?. Cuando esto sucede, una que otra vez, no tiene repercusiones importantes en nuestra salud. Pero si situaciones o eventos estresantes aumentan con regularidad podrías enfermar, pues tus niveles de cortisol y adrenalina constante promueven la condición perfecta para suprimir nuestras defensas, de allí la importancia de aprender a RELAJARTE y tener un día a día más productivo y saludable. ¿Cómo lo hago?

Cuando tratamos el síntoma:

La observación de nuestro cuerpo. Tomamos conciencia de la respiración y simplemente comenzamos a disminuir la frecuencia respiratoria. Ocurre que así como respondemos ante lo que sucede fuera, nuestra mente también responde a lo que sucede dentro. Es decir, al bajar la intensidad al respirar, comenzaras a sentirte más tranquilos frente al estímulo, pues accionas de manera diferente.

Reconocimiento de la contracción generada ante el estímulo:

Revisar cuello y espalda, y una vez localizado el punto de dolor realizamos estiramientos suaves de lado a lado, reconociendo el síntoma. Con cada respiración comenzar a tensionar y relajar el musculo, esto se conoce como Relajación Muscular Progresiva.

Generar estrategias más oportunas:

Al disminuir los síntomas fisiológicos ante el estímulo, nuestro corazón bombea sangre y nuestro cerebro se alimenta de oxígeno y azúcar, que utiliza para generar cambios necesarios frente a la causa de la situación de intranquilidad. Nos ofrece tiempo para pensar y accionar asertivamente.

Al ser capaz de evaluar lo que sucede en nuestro cuerpo (estados fisiológicos) lograrás reconocer los cambios, reaccionaremos y pensaremos con claridad ante lo que acontece, para así elegir emociones más apropiados a cada situación del día.

Conectarnos con lo que deseamos:

Estar en el Aquí y el Ahora, dejar fluir con la situación, aceptar que existen situaciones que se escapan de nuestro control y transformarlas en oportunidades; algo así como vender paraguas en un día lluvioso. Respirar, agradecer, poner de nosotros todo a favor.

Todo estado de alerta creará una fisiología-respuesta ante un peligro real o imaginario. Lo primero es realizar una evaluación objetiva del suceso, el impacto y las posibles consecuencias, para evitar el estrés patológico.

Existen muchísimas técnicas de relajación simplemente te invito a investigar y conectar con la más apropiada para ti. Sin embargo la respiración, la actitud y los pensamientos forman parte esencial cuando de relajarse se trata.

Hasta la próxima.

Ser Feliz es una elección; además tu cuerpo te lo agradecerá!!!

¿Te gustaría recibir información de nuestros eventos y próximos diplomados? Escribe tu nombre y correo electrónico abajo

Home

La PNL

¿Quiénes Somos?

Registros

Servicios

Eventos

PREGUNTAS FRECUENTES

Main Menu

Visitantes

Tenemos 113 visitantes en Línea

Frases Célebres

 

Todo el que disfruta cree que lo que importa del árbol es el fruto, cuando en realidad es la semilla. He aquí la diferencia entre los que creen y los que disfrutan. - Friedrich Nietzsche (1844-1900) Filosofo alemán.

Contáctanos







Ubícanos

Nuestra dirección:                                  

Urbanización Los Ruices - Av. Francisco de Miranda,             

Edificio Centro Empresarial Miranda - Piso 5 - Oficina 5G.

Caracas - Venezuela.

 

Horario de atención al cliente:

Lunes a Viernes: 8:00 a.m A 12m / 1:00p.m A 5:00p.m

Números de teléfono:

(+58) (212) 237 62 73

(+58) (212) 914 70 60

S5 Box

Register

*
*
*
*
*
*

Fields marked with an asterisk (*) are required.


ivpnl