Noticias

DE LA VIDA Y LAS PERSONAS ESPERAMOS MAS DE LO QUE SOMOS CAPACES DE DAR... Por José H. Rodríguez Q.

>

A1JoseH-IVPNL

 

Desde hace mucho tiempo me ronda la idea de: ¿por qué, gran parte de los seres humanos piensan merecer todo lo que tienen aludiendo que es producto de su intelecto, del esfuerzo o la consecuencia de sus buenas acciones, mas no así cuando el resultado de lo que esperan es totalmente contrario al esperado?. Es allí donde radica este razonamiento “de la vida y de las personas esperamos más de lo que somos capaces de dar”

 

Razonamiento profundo y fuerte que pudiese llamarnos a la reflexión para hacer un alto y analizar el hecho de por qué el ser humano, siendo el poseedor de la estructura cerebral más compleja y desarrollada del planeta, en circunstancias llega a ser tan irracional y egoísta con el sólo hecho de pensar que todo lo merece y que ese merecimiento debe ser así sólo con imaginarlo. En consecuencia dedica más tiempo a exigir o presuponer de otros pensamientos, aprendizajes, conductas y respuestas asociadas a sus creencias, ante diversos estímulos, situaciones o vivencias de cualquier índole; obviando que su individualidad forma parte de un sistema evolutivo y perfecto que se mantiene en constante movimiento y no se detiene por un solo individuo.

 

¿Quién en algún momento de su vida no se ha preguntado “¿por qué me salió así, si yo tome todas las previsiones?... O aseverado “el cosmos conspiró para que no se me diera lo que esperaba. Tanto que ayudo a los demás y cuando necesito nadie me ayuda. El problema no soy yo, el problema es que los demás ven las cosas diferente a mí. Está bien, cuando necesiten de mí no esperen que los ayude. Yo siento que hago todo y tú no haces nada, o por lo menos no tanto como yo. No sé qué tengo o qué pasa, pero me siento incómodo.

 

Muchas de estas y otras miles de interrogantes pueden surgir al no aceptar y reconocer que somos seres maravillosos e imperfectos, capaces de desarrollar internamente innumerables recursos que nos permiten actuar, pensar y sentir de alguna u otra forma, que nos acerca al objetivo planteado, olvidando cuanto cuesta asumir que nos dejamos dominar muchas veces por nuestra soberbia, orgullo, vanidad y arrogancia. O lo más simple, pretender saber qué y cómo piensan o van actuar otros basados en nuestro criterio personal; desencadenando eventos que nos alejan de nuestro objetivo primario e impiden visualizar aspectos importantes de nuestra vida y de nuestro ser; que nos limitan de manera inconsciente generando una brecha entre lo que se espera y el resultado obtenido. Haciéndonos desechar y desatender indicios, micro resultados previos, que de tener la agudeza de reconocer pudiesen modificar nuestro accionar.

 

Nuestra conducta, lenguaje y proceder, entre otros, reflejan de nosotros lo que somos, quienes somos y en qué creemos. Forman parte indivisible del “yo” como individuo y del cómo reconocemos el mundo que nos rodea; desestimando que de igual forma constituyen y conforman nuestra carta de presentación para el mundo y como éste nos percibe. Si bien a la luz de la Programación Neurolingüística (PNL) no existen conductas buenas ni malas, sino pertinentes o impertinentes; asertivas o menos asertivas para determinado momento, en tanto y en cuanto nos acercan o alejan de nuestros objetivos, nunca podemos olvidar el impacto que estas ocasionan en nuestro ambiente, en nuestro accionar, en nuestra capacidad, en nuestra creencia, en nuestra identidad y en el cómo trascendemos y qué valoramos más allá y por encima de nosotros mismos. No limitemos nuestra capacidad de transformar los aspectos personales y de vida que deseamos modificar, ya que son estos los que allanan el camino, nos acercan a nuestros objetivos y nos permiten identificarnos con lo que somos, seres humanos maravillosos e imperfectos en constante evolución.

¿Te gustaría recibir información de nuestros eventos y próximos diplomados? Escribe tu nombre y correo electrónico abajo

Home

La PNL

¿Quiénes Somos?

Registros

Servicios

Eventos

PREGUNTAS FRECUENTES

Main Menu

Visitantes

Tenemos 81 visitantes en Línea

Frases Célebres

La felicidad humana generalmente no se logra con grandes golpes de suerte, que pueden ocurrir pocas veces, sino con pequeñas cosas que ocurren todos los días. - Benjamin Franklin (1706-1790) Estadista y científico estadounidense.

Contáctanos







Ubícanos

Nuestra dirección:                                  

Urbanización Los Ruices - Av. Francisco de Miranda,             

Edificio Centro Empresarial Miranda - Piso 5 - Oficina 5G.

Caracas - Venezuela.

 

Horario de atención al cliente:

Lunes a Viernes: 8:00 a.m A 12m / 1:00p.m A 5:00p.m

Números de teléfono:

(+58) (212) 237 62 73

(+58) (212) 914 70 60

S5 Box

Register

*
*
*
*
*
*

Fields marked with an asterisk (*) are required.


ivpnl